Con estos trucos, eliminarás la grasa de tus ollas y sartenes al menos en 5 minutos.

A medida de que cocinas, tus ollas y sartenes de cocina pueden acumular una enorme capa de grasa, que la mayoría de las veces, se te hace difícil removerla con el lavado de ésta, cuando la enjuagas, te sientes con desánimo ya que a simple vista se percibe como si no la hubieras lavado. No te angusties más, hoy en Vía Saludable te traemos la ideal receta para remover totalmente la grasa de tus instrumentos de cocina, los dejarás impecables.

UTILIZANDO AGUA Y BICARBONATO DE SODIO: Vierte el agua y dos cucharadas de bicarbonato de sodio en un recipiente. Coloca la sartén sucia al fuego y vierta el contenido del recipiente. El bicarbonato de sodio efervescente cortará y eliminará la suciedad, aceite y grasa de la sartén. Tras quitar la sartén del calor y de desechar el contenido, limpia el resto residuo quemado con una esponja del depurador y una mezcla del refresco y del agua.

USANDO VINAGRE Y AGUA: Vierte una taza de agua en la sartén quemada y agrega 4 cucharadas de vinagre. El vinagre contiene ácido acético que cortará todo el aceite y la grasa pegada a la sartén. Encender el fuego y llevar la mezcla a ebullición A medida que la mezcla hierva, todas las manchas se aflojarán de las paredes de la sartén y saldrán. Retirar los restos con una esponja.

UTILIZANDO LIMÓN Y AGUA: Añadir una taza de agua y exprime el jugo de u limón en la sartén. El ácido en los limones ofrece propiedades antibacterianas y antisépticas para la limpieza de acero inoxidable. Hervir la mezcla durante 3 a 4 minutos o hasta que note los restos quemados saliendo fácilmente. Retirar los restos con una esponja.

Compartir